Gran número de mexicanos se encuentran en situación de sobreendeudamiento. Condición financiera adversa que puede causar estrés, ansiedad, condiciones crónicas de salud e incluso muerte prematura.  

 

Sin-título-1

 

¿Te has preguntado alguna vez qué es el sobreendeudamiento? Me atrevo a  decir que todos, si no es que la gran mayoría, hemos adquirido alguna deuda, pequeña o grande en algún momento de nuestras vidas. Ya sea con algún familiar, amigo, conocido o con alguna entidad financiera como bancos o tiendas departamentales.    

 

Una deuda es una obligación económica que tenemos con alguna otra persona o institución en la que tenemos el compromiso de devolver lo que nos prestaron en una fecha límite previamente establecida. Si no pagamos a tiempo conforme se había establecido, sufriremos incómodas consecuencias. 

 

De no pagarle al familiar o amigo podemos hacernos de un nuevo enemigo o simplemente decepcionar a esa persona que sacrificó su dinero y confió ciegamente en nosotros. Por otro lado, si no pagamos en tiempo y forma al banco o a la entidad financiera que nos dio crédito, generaremos una deuda mayor a la inicial y ésta irá en aumento mes a mes, a causa de los intereses, si no le hacemos frente y hacemos algo por pagarla.

 

Entonces, ¿qué es el sobreendeudamiento? El sobreendeudamiento ocurre cuando ya no podemos cubrir en su totalidad el pago de nuestras obligaciones, es decir, cuando no podemos seguir sosteniendo nuestras deudas y nuestros ingresos ya no son suficientes para cubrir, en primer lugar, nuestros gastos fijos, y en segundo lugar, nuestras deudas pendientes por pagar.

 

Por tal motivo, antes de adquirir una deuda nueva es importante que tengamos la certeza de que vamos a contar con los recursos económicos para solventarla en el futuro. Para esto existe una herramienta muy útil llamada presupuesto la cual consiste en llevar un registro escrito de nuestros ingresos y gastos en un determinado espacio de tiempo, por ejemplo, un mes. El presupuesto nos permitirá cuidar que los gastos no sean mayores a nuestros ingresos. Asimismo nos facultará para conocer nuestra capacidad de pago y de endeudamiento.

 

¿Sabías que 56 millones de mexicanos no registran sus gastos y mucho menos realizan un presupuesto?

 

El primer paso para llevar a cabo el presupuesto será registrar nuestros gastos e ingresos de un periodo, puede ser semanal, mensual, trimestral, anual. Es de suma importancia que hagamos este control por escrito, en una hoja de cálculo e incluso manejarlo a través del uso de aplicaciones móviles.    

 

La fórmula para conocer la capacidad de pago y endeudamiento es la siguiente:  (Ingresos Mensuales - Gastos Mensuales = Capacidad de Pago/ Endeudamiento)

 

También es importante hacer un balance mensual de nuestras finanzas. ¿Cómo hacemos esto? Muy fácil. Simplemente deberemos determinar lo siguiente:

 

  1. Si nuestros ingresos son mayores a nuestros gastos diremos que nuestras finanzas están en buen estado y lo recomendable es ahorrar e invertir.  
  2. Si nuestros ingresos son iguales a nuestros gasto, diremos que nuestras finanzas están en equilibrio y lo recomendable es deshacernos de gastos innecesarios. 
  3. Si nuestros ingresos son menores a nuestros gastos, diremos que nuestras finanzas están en mal estado y lo recomendable es revisar con urgencia deudas y gastos. 

 

Por último, para evitar el sobreendeudamiento deberás conocer tu capacidad de pago y saber con exactitud el límite de las deudas que puedes adquirir, además de llevar a cabo, mensualmente de preferencia, tu presupuesto.

 

Colaboración de Curadeuda